Miguel Serrano, 1917-2009

marzo 2, 2009

serrano Ayer murió Miguel Serrano. Escritor esotérico y líder espiritual del nazimo chileno, para Armando Uribe debió recibir el Premio Nacional de Literatura. Otros, quizás la mayoría, creían que dificílmente era algo más que un fascista delirante. Mi posición sobre Serrano es tibia: a veces creía que él podía ver una aspecto mágico secreto en la maldición brutal del nazismo. En el último tiempo lo tenía catalogado por un loco encubierto de poca peligrosidad. Lo leí poco, me costaba tragarlo. Imposible no recordar La Literatura Nazi en América, de Bolaño. 

Lo entrevisté una vez en el 2004 mientras trabajaba en El Mostrador. Lo visité en su departamento en el edificio Bote de San Lucia, a pocos pisos de Jorge Marchant Lazcano, Jorge Edwards y Pablo Simonetti. Estaba débil, rayaba en el viejo gagá. En el living había varias svasticas nazi. No inspiraba miedo, pero sí algo de respeto. No sólo era la cabeza del nazismo local, además había formado junto a Herman Hesse y Carl Jung el Círculo Hermético (nunca he sabido exactamente qué es ese círculo, pero el nombre es impresionante) y tenía una historia en la literatura chilena nada despreciable. 

Sin embargo, Serrano en el 2004 ya estaba muy viejo. Creo que deliraba. No sé. Después de escribir el artículo, tuve la sensación de que era puro sensacionalismo barato: ¿Para qué entrevistar a Serrano? Para que hable locuras. No creí que tenía sentido. No era justo para él, y nosotros -yo- quedaba como un tonto dándole tribuna. Me limité a no firmar el artículo. 

Lo busqué y lo leí de nuevo. Dice cosas como estas: “Estamos viviendo en un mundo extrañísimo. Estamos viviendo en la superficie. Parecerá un chiste, una broma, pero la mayoría de la gente son clones, no son seres humanos, y actúan dirigidos, teledirigidos para lograr fines especiales”. 

Un par de cuñas más:

“Me dicen ‘por qué no creas un partido’, jamás: nos infiltran. Nos infiltran los servicios de inteligencia; entonces, nos hacen cometer crímenes y nos culpan. Lo que hay que hacer es no hacer nada. Me preguntaban la otra vez, cuántos son ustedes: millones, pero no los conozco. Y como están organizados: no estamos organizados, estamos de la mejor manera”.

 “Tratar de hacer trabajar el lado derecho del cerebro. ¿Para qué? Para tratar de tener contacto con los que antiguamente llamarían los dioses, llamémoslos los arquetipos. Eso es ser nazi”. 

“Mi escritura está fuera del tiempo, más allá del tiempo o en otro tiempo. Si uno se mete en la gran poesía, está hablando para la eternidad, no tiene tiempo. A mí no me preocupa el tiempo, no me preocupa la recepción ahora; dejó que los libros sigan su camino propio. Cuando uno está metido en la poesía, en la verdadera poesía, no se preocupa por el tiempo”.

“No, no me va pasar (ser olvidado) por una razón muy simple, porque estoy más afuera que aquí. A ver, ¿me irá a pasar? No. No porque si uno se conecta con los arquetipos de la vida, permite que los arquetipos actúen a través de uno. Ellos se encargan, porque los arquetipos no mueren y se encargan de resucitarlo a uno, de evitar que muera. Yo no voy a morir nunca, además”.

Respeto a varias personas que valoran su literatura y, en parte por eso, no puedo descartarlo como escritor. Pero a veces simplemente pienso que era un nazi despreciable. Me gana, por lo general, la idea de que habitaba un mundo paralelo, rarísimo, poético, peligroso, estúpido y muy despreciable. Atractivo en términos literarios, pero impracticable. Para mi, éticamente imperdonable. 

La página letras.s5.com rescató el artículo de El Mostrador. Tiene un par de datos biográficos más rigurosos que esto. Aquí está.

Anuncios

4 Responses to “Miguel Serrano, 1917-2009”

  1. juancarlos Says:

    imperdonable?, despreciable?, nunca le ha hecho mal a nadie… de que estas hablando, jamas ha justificado las supuestas muertes de antaño en el nazismo, es mas, niega la existencia de cualquier asesinato sistematico como dice la historia oficialista.

    creo, que eso de clones teledirigidos, te sienta perfectamente.

  2. Bochika Says:

    Heil Maestro Sieg Heil… me acabo de enterar que ya no estas aqui… no se que pensar… creo que escogiste un buen momento para morir… Heil Meister Sieg Heil…..


  3. Descansa Maestro, déjanos a nosotros el dolor de tu partida.
    Yo desde una lejana tierra, abrumo mi corazón con tus recuerdos y no olvido tus enseñanzas.
    Seguirás siendo mi Maestro y mi amigo, y…seguiremos luchando juntos. Heil Miguel Serrano
    Juan Pablo Herrera-Castro Guadalajara, Mexico

  4. Cristián Says:

    Te conocí indirectamente…te conocí directamente…sé que tu muerte no es el final, la tarea recién empieza…y tu sigues ahora inmortal.
    Los chilenos no te reconocen, pero tu tierra te abraza y sus verdaderos hijos saben bien quien eras.
    Descanza en paz
    Viejo camarada y amigo
    Heil Hitler


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: